Aurora Boreal

Martes, Jun 27th

Last updateDom, 18 Jun 2017 12pm

Home > Actualidad > Escultura

Escultura

Yoga en Málaga

yoga 250El sábado 5 de noviembre de 2016 hubo un encuentro de yoga en la ciudad de Málaga, España.

El encuentro se realizó  en la Plaza de la Merced. Adjunto, en enlace, un vídeo con el reportaje que incluye una asombrosa exhibición de acroyoga.

El evento fue cubierto en su totalidad por el fotógrafo Lorenzo Hernández. 

 

 

 

 

Para ver el reportaje del encuentro de yoga, por favor pulsar aquí.

 

 

Plaza, cuando el yoga se manifiesta en una ciudad.

 

Este pasado 4 de noviembre se celebró la tercera edición de Yoga en la Plaza, evento que de manera casi mágica o kármica, cada año ha convocado a un número similar de personas, aproximadamente unas 300. Anque las tres veces ha contado como elemento común una clase conjunta de yoga, cada año el evento también cuenta con un factor diferente. Este añadía como novedad una sesión de canto de mantras y música en vivo. Los protagonistas de esta parte musical le llamaron humorísticamente "mantra jam session". De modo simultáneo a la música y el canto, un padre y su hija realizaban una demostración de Acro Yoga, un tipo de yoga juvenil que se trabaja en parejas, realizando ejercicios que requieren gran agilidad y destreza, y que son bien vistosos.

Leer más: Yoga en Málaga

Entre el mito y la historia, una nueva literatura asoma

karina pacheco 256Entrevista con Karina Pacheco Medrano



Karina Pacheco Medrano (Cusco, 1969) es doctora en Antropología de América y experta en Desigualdad, Cooperación y Desarrollo por la Universidad Complutense de Madrid. Como escritora, en 2006 publicó su primera novela, La voluntad del molle, que ha sido reeditada este 2016 por el Fondo de Cultura Económica; el año 2008 ganó el Premio Regional de Novela del Instituto Nacional de Cultura de Cusco con No olvides nuestros nombres; en 2010 publicó la novela La sangre, el polvo, la nieve, así como su primer libro de cuentos, Alma alga. En 2012 publicó Cabeza y orquídeas, obra ganadora del Premio Nacional de Novela Federico Villarreal 2010. El año 2013 publicó el libro de cuentos El sendero de los rayos y la novela El bosque de tu nombre, y en 2015 una antología de sus cuentos, Miradas. Dirige Ceques Editores, editorial independiente especializada en narrativa, historia y antropología andina.

 

 

Carlos Villacorta: Ricardo Piglia menciona en La Forma inicial (2015) que la literatura es ante todo una máquina de representaciones e interpretaciones. En tus novelas, existe una preocupación por retratar o representar el Cusco no solo de hoy sino del último siglo. ¿Cuál fue el reto en términos de ficción, es decir en cuánto una búsqueda del lenguaje para el fondo de tus novelas?

Karina Pacheco: El Cusco es un espacio donde la historia está muy presente, tanto por la gran cantidad de monumentos incas, pre-incas y coloniales que alberga, porque ha sido escenario de continuos movimientos sociales, como porque en la cultura local (cusqueña y andina en general) la historia oral sigue siendo un elemento vivo. Pero más allá de ese Cusco tradicional y típico retratado en postales, está el otro Cusco en cambio social continuo, sumamente cosmopolita, que además tiene un lado poco sacro, más bien caótico, sucio y dionisíaco. Y la mayoría, dentro y fuera del Cusco, quiere quedarse con la visión de la postal. Entonces, desde la ficción hay por un lado un aliento para desentrañar momentos históricos que cuentan tremendas cosas de lo que fuimos, de lo que heredamos, pero también hay mucho por abordar sobre esos aspectos sórdidos, algunos descubiertos a través de historias orales íntimas; todos ellos mueven las micro y macrohistorias. Para mí, que vengo de una formación en antropología e historia, un reto persistente es cómo representar en ficción aquello sin rendirme al lenguaje más explicativo y riguroso de las Ciencias Sociales, cómo dar fuerza propia a la ficción con ese lenguaje literario que sin contar ni explicar los hechos concretos sugiere lo esencial, lo hermoso, lo sórdido.

Leer más: Entre el mito y la historia, una nueva...

'Pasos pesados'la novela de Gunter Silva, ahora disponible en la Feria Internacional Ricardo Palma

pasos pesados 251Pasos pesados
Gunter Silva Passuni
Novela
Fondo Editorial UCV, Perú
2016

 

Pasos pesados, la novela de Gunter Silva Passuni, ahora disponible en la Feria Internacional Ricardo Palma a solo S/29  en el stand 44 del Fondo Editorial UCV, hasta el 7 de noviembre de 2016.

 

Pasos pesados es la primera novela de Gunter Silva que apareció en el mercado británico bajo el sello londinense Myrdle Court Press,  ahora es lanzada en Perú por el Fondo Editorial UCV. En esta novela, el autor establece un entrañable mapa de afectos subrayados por la vivencia real y nos ofrece un amor que no es idealizado, sino puro y real. En sus pasajes observamos  que el amor no busca ser la recompensa de Tiago, el personaje principal, sino más bien el motor de redención. Un sentimiento que lo salva de no tener ruta o sentido en la vida. Este libro atrapa desde sus primeras páginas y no sólo se lee como quien come una fruta fresca y apetitosa, sino como quien deshoja un corazón para poder salvarse.

Leer más: 'Pasos pesados'la novela de Gunter Silva, ahora...

Armando Romero o la búsqueda de las palabras para el asombro

armando romero 2500Un poeta singular en la literatura colombiana, Armando Romero epitomiza el caso del poeta viajero, como lo fueran en Ecuador Jorge Carrera Andrade o Henri Michaux en Francia. Nacido en Colombia durante la época de “La Violencia” y simpatizante juvenil de los desasosiegos contestatarios del movimiento nadaísta, por fortuna logra escapar a un destino de epígono local de las vanguardias europeas y a los nuevos ciclos de violencia que persisten. Sin duda, sus muchos años de viajes, fraternidad con poetas latinoamericanos fundacionales, residencias, trashumancia artística e intelectual por universos vitales en Caracas, Santiago, New York, México, Chicago, Atenas y El Monte Athos en Grecia se transformaron pronto en las geografías e imaginarios láricos y distantes que han alimentado su obra lírica y narrativa. Múltiples itinerancias y exploraciones en las estéticas de la modernidad le instigaron su participación en las renovaciones de la poesía latinoamericana y particularmente la colombiana. Lo llevaron a construir desde sus poemarios tempranos el lenguaje poético de una sencillez visionaria e inclinada a mostrar al mundo con magia y asombro. Una indagación constante de modos y palabras que facilitan los hallazgos de coordenadas nuevas, las revelaciones y puntos de unión en el universo. A sus conocimientos de muchas tradiciones literarias, ejercicio de la crítica y sensibilidad creadora, debemos las reflexiones que nos ofrece sobre el quehacer poético en la presente entrevista.

 

JCG: Armando tu eres un poeta quien aparte de tener una obra poética reconocida, también has tenido la pasión crítica, y también como resultado del amor por la poesía de los otros has hecho crítica literaria, has publicado antologías etc., en fin; eres lo que en Latinoamérica llamamos un hombre de letras, ¿Qué es lo que hace un buen poema?

AR: Bueno hay dos respuestas, entre muchas. Un buen poema necesita un buen lector. Indudablemente, como decía Borges, ese lector necesita ser un creador. Lo otro, es la capacidad que tenga el poeta para llevar a ese lector, por medio de las palabras, a un encantamiento, a una realidad que se complete dentro del poema mismo. Entonces un buen poema, en cierta manera, conlleva la calidad intrínseca a su escritura, pero su realidad representada tiene que ser transmisible al lector. Por ejemplo, si tomas un poema de un poeta como Aurelio Arturo, con imágenes claras y fácilmente transmisibles, comprobarás que su poesía es diferente a la de Juan Sánchez Peláez, o la de Neruda en “Residencia en la Tierra”, o la de Oliverio Girondo en “La Masmédula”, porque estos últimos poetas entran de lleno al desafío del lenguaje, corriendo riesgos o visitando fronteras que dan acceso a lo desconocido, juegan peligrosamente con las palabras y las imágenes. No sucede lo mismo con Arturo, quien está más afianzado en la tradición. No obstante, todos ellos afirman una realidad propia, que logra ser transmisible. De manera que siempre hay diferentes grados de realidad. Habría que agregar que todo poeta tiene diferentes etapas. Es común que la primera etapa sea, digamos, prosódica, en la cual el poema tiene una musicalidad, en donde el poema consigue una lectura rítmica, no importa que algunas veces pueda ser disparatado. Otra etapa importante es que no repita los lugares comunes que son elementales en la escritura de lo que llamaríamos poesía. Es decir, la utilización de formas poéticas desgastadas y ripiosas. El poeta debe poseer una habilidad o destreza para afrontar los peligros y los desafíos del acto creador.

Leer más: Armando Romero o la búsqueda de las palabras...

¿Qué pedo con Bob?

bob dylan 250Per Wätsberg considera su silencio más que un desplante. Para este miembro de la academia sueca, califica la actitud del flamante premio Nobel de Literatura 2016, el ya mítico Bob Dylan, propia de un tipo maleducado y arrogante.

El cantante y compositor de la inconfundible voz de aguarrás, quien ofreció un recital el pasado 20 de octubre en el califato de Lubbock, una pequeña ciudad localizada en el oeste de Texas, zona donde yo resido, curiosamente, ese mismo día, en su página web, dio muestras de interés momentáneo por ese tan ansiado reconocimiento para los que están aún en este mundo como en el otro: Alberto Moravia habría dado una pierna; Murakami, la cabeza; Carlos Fuentes, el corazón; Enrique Vila-Matas, el alma.

Yukio Mishima habría obtenido el máximo galardón de no haber sido porque se le ocurrió quitarse la vida como un samurái ese año en que la academia sueca lo había contemplado para que su nombre pasara a ser esculpido en el mármol eterno de las letras. Un caso semejante, quiere la leyenda, el de Jorge Luis Borges, por haber aceptado un reconocimiento venido de la dictadura pinochetista. La noticia despelucó a muchos, causó un shock mediático y un aluvión de memes, menos a Bob, el elegido, que sin importarle las peras o las manzanas, sigue sin manifestarse, rodeado del mismo aura que blindó por muchos años a J. D. Salinger, o fortalecido por el hermetismo exquisito que sigue poniendo en práctica Thomas Pynchon.

Previo al recital en Lubbock, los que alimentan la página web de Bob Dylan subieron una foto suya, acompañada de un párrafo que confirmaba que Bob sí se había enterado, y se resaltaba en un inglés apretado cierto beneplácito por la alta distinción. Al día siguiente, esa hoja con foto y párrafo desaparecería por acto de magia. No me desagrada en absoluto el aparente desinterés de Bob Dylan por el anhelado trofeo de las letras. Me gusta porque es genuino, porque le da lo mismo, los premios abundan (hay más premios que buenas novelas o buenas canciones para tatuarse en el dorso), no revelan nada, excepto la fama del que la desea. Sin embargo, su silencio abre un compás para las especulaciones y conjeturas de toda laya: desde los elogios —la mayoría de ellos de medio pelo, por pseudo pedagógicos, como de listines trucados, con un pelín de cátedra casposa cuyo propósito es querer reconvenir la falta de sensibilidad de parte de los que están y continuarán extrañados por la hazaña de la Academia del Nobel por haber elegido, a secas, a un cantante y no, según la tradición, a un dramaturgo, novelista o poeta— hasta llegar al escarnio químicamente puro.

Leer más: ¿Qué pedo con Bob?

Subcategorías

  • La columna de Pablo Valle
  • La columna de Consuelo Triviño Anzola
    La columna de Consuelo Triviño Anzola
  • La columna de Alejandro José López Cáceres
  • La columna de Víctor Montoya
  • La columna de los economistas
    La columna de los economistas
  • Gastronomia
  • Entrevistas
  • Invitado Especial

    Elit Nullam pellentesque vitae Nulla eget Sed eget sed adipiscing accumsan. Tincidunt felis non amet et eu Nulla egestas cursus accumsan condimentum. Tincidunt accumsan tincidunt dolor pellentesque accumsan Nullam convallis egestas nunc quis. Mauris Suspendisse at pretium ac Aenean faucibus Morbi convallis pharetra et. Sed ut sed Vestibulum ut elit congue convallis massa ante consectetuer. Curabitur non Phasellus cursus et Vestibulum enim lorem.

  • El Otro Lado De La Luna

    Dolor ut id enim dolor auctor a Aenean Vestibulum lorem egestas. Nunc egestas ut tempus felis quam elit orci ut congue porttitor. Congue non est velit Vivamus hac iaculis neque Morbi faucibus et. Nibh nibh consectetuer semper pretium Cum mauris justo eros Donec Nulla. Ligula Nunc lacus quis dui adipiscing euismod Nam mus mus eu. Aenean at vel interdum nunc elit lorem id nulla nunc Proin. A.

  • La columna de Ricardo Bada

    Praesent Aenean Phasellus risus enim vitae auctor Aenean Donec gravida hendrerit. Vitae tempus eget at lorem sapien nulla eget enim Morbi sit. At habitant enim id dolor risus urna Lorem nec mauris congue. Consequat congue orci id libero justo tellus Morbi nibh Proin interdum. Vestibulum accumsan at nibh pretium tortor Phasellus neque morbi sagittis gravida. Praesent Morbi Aliquam.

  • Patrimonio Inmaterial

    Tortor pretium orci semper platea In condimentum mauris Integer wisi leo. Nibh leo a mauris ipsum justo convallis nunc at orci Fusce. Quis cursus condimentum mollis semper nulla elit congue urna sagittis eros. Fringilla.

  • Pintura
  • Cine De Ambos Lados Del Charco

    El cine que recomienda AURORABOREAL

  • EL Polizón

Los amigos invisibles - próxima publicación

Sample image

AURORABOREAL® para los amantes del español.

ISSN 1903-8690  Versión digital.
ISSN 1902-5815   Versión impresa.

Aurora Boreal® es una marca registrada.
Aurora Boreal® no se hace responsable de las opiniones de nuestros colaboradores.

Aurora Boreal® la revista para los amantes del español que hacemos desde Dinamarca.

Aurora Boreal® es la plataforma digital de la Editorial Aurora Boreal®  CVR nr. 37034584